Los humildes se hicieron grandes. IMAGEN INTERNET

El 6 de Agosto representa una de las fechas más importantes en la historia libertaria de nuestra América. Especialmente coinciden tres grandes hechos de la gesta victoriosa alcanzada por el Padre de la Patria Grande, Simón Bolívar. Así, en 1813 entra triunfal a Caracas, coronando con éxito la Campaña Admirable; en 1824 los patriotas ganan en la Batalla de Junín la libertad del Perú; y en 1825, se crea la hermana República de Bolivia, en homenaje al Libertador.

 Iniciada el 14 de mayo de 1813 desde San José de Cúcuta, la Campaña Admirable demostró el deseo bolivariano de preservar la unidad latinoamericana ante los ataques del imperio español. Luego de enfrentar a las fuerzas enemigas en La Grita, avanzó hacia Mérida, donde el 23 de Mayo es aclamado por el pueblo como “Libertador” y el Concejo de esa ciudad le saludó en sesión especial con estas palabras: “¡Gloria al Ejército Libertador y gloria a Venezuela que os dio el ser, a vos, ciudadano general! Que vuestra mano incansable siga victoriosa destrozando cadenas, que vuestra presencia sea el terror de los tiranos y que toda la tierra de Colombia diga un día: Bolívar vengó nuestros agravios”. Más adelante durante la Campaña, Bolívar proclama el trascendental Decreto de Guerra a Muerte, para defender al pueblo de las atroces prácticas enemigas.

Con el acompañamiento decisivo de Atanasio Girardot y José Félix Ribas, Trujillo, Barinas, Portuguesa, Taguanes (Cojedes) Valencia (Carabobo) y la Victoria trazaron el camino triunfante a Caracas. Así, esta campaña, que significó la liberación del occidente de Venezuela, junto con las victorias obtenidas en oriente por Santiago Mariño, permitió la conformación de la Segunda República y consagró el proceso de independencia como un ejemplo de la tarea colectiva de emancipación que debe guiar las sendas de todos los patriotas revolucionarios.

Posteriormente, se producen los otros dos hitos para un 6 de agosto. En 1824, se libra la Batalla de Junín, donde el ejército patriota, afianzado en las lanzas de los llaneros venezolanos y el pensamiento bolivariano “¡Soldados! van a completar la obra más grande que el cielo ha encomendado a los hombres: la de salvar un mundo entero de la esclavitud”, atravesó la cordillera de los andes para ganar la libertad del Perú.

De esta última acción, se desencadenó el tercer hecho significativo de hoy, porque en 1825, guiados por el Gran Mariscal de Ayacucho, Antonio José de Sucre, la Asamblea General de Diputados de las Provincias del Alto Perú en Chuquisaca, fiel al espíritu soberano de los pueblos originarios, constituyó que el Alto Perú sería también una República, que llevaría el nombre de Bolivia, en homenaje al Libertador, Simón Bolívar, quien, al aceptar tan honorable distinción, expresó: “¿Qué quiere decir Bolivia? Un amor desenfrenado de libertad, que al recibirla vuestro arrobo, no vio nada que fuera igual a su valor…Este rasgo, repito, probará que vosotros erais acreedores a obtener la gran bendición del Cielo —la Soberanía del Pueblo— única autoridad legítima de las Naciones".

Por ello, con gloria y orgullo nacional, hoy se conmemoran aquellas heroicas acciones que consolidaron la independencia de la Patria Grande, asumiendo el compromiso del Comandante Chávez de preservar la unidad latinoamericana. En definitiva, la nueva Campaña Admirable que emprende la revolución bolivariana, al igual que hace más de 200 años, es la respuesta de soberanía ante las pretensiones imperialistas que quieren mantener sometidos y explotados a nuestros pueblos, bajo la consigna: “Alerta que camina, la espada de Bolívar por América Latina”.

La Campaña Admirable fue la histórica acción política y militar desarrollada por el entonces brigadier Simón Bolívar para recuperar a Venezuela, que le demostró al mundo la gloriosa soberanía de nuestros pueblos.

Iniciada el 14 de mayo de 1813 desde San José de Cúcuta, la Campaña Admirable demostró el deseo bolivariano de preservar la unidad latinoamericana ante los ataques del imperio español. Luego de enfrentar a las fuerzas enemigas en La Grita, avanzó hacia Mérida, donde el 23 de Mayo es aclamado por el pueblo como “Libertador” y el Concejo de esa ciudad le saludó en sesión especial con estas palabras: “¡Gloria al Ejército Libertador y gloria a Venezuela que os dio el ser, a vos, ciudadano general! Que vuestra mano incansable siga victoriosa destrozando cadenas, que vuestra presencia sea el terror de los tiranos y que toda la tierra de Colombia diga un día: Bolívar vengó nuestros agravios”. Más adelante durante la Campaña, Bolívar proclama el trascendental Decreto de Guerra a Muerte, para defender al pueblo de las atroces prácticas enemigas.


Con el acompañamiento decisivo de Atanasio Girardot y José Félix Ribas, Trujillo, Barinas, Portuguesa, Taguanes (Cojedes) Valencia (Carabobo) y la Victoria trazaron el camino triunfante a Caracas. Así, esta campaña, que significó la liberación del occidente de Venezuela, junto con las victorias obtenidas en oriente por Santiago Mariño, permitió la conformación de la Segunda República y consagró el proceso de independencia como un ejemplo de la tarea colectiva de emancipación que debe guiar las sendas de todos los patriotas revolucionarios.

Posteriormente, se producen los otros dos hitos para un 6 de agosto. En 1824, se libra la Batalla de Junín, donde el ejército patriota, afianzado en las lanzas de los llaneros venezolanos y el pensamiento bolivariano “¡Soldados! van a completar la obra más grande que el cielo ha encomendado a los hombres: la de salvar un mundo entero de la esclavitud”, atravesó la cordillera de los andes para ganar la libertad del Perú.

De esta última acción, se desencadenó el tercer hecho significativo de hoy, porque en 1825, guiados por el Gran Mariscal de Ayacucho, Antonio José de Sucre, la Asamblea General de Diputados de las Provincias del Alto Perú en Chuquisaca, fiel al espíritu soberano de los pueblos originarios, constituyó que el Alto Perú sería también una República, que llevaría el nombre de Bolivia, en homenaje al Libertador, Simón Bolívar, quien, al aceptar tan honorable distinción, expresó: “¿Qué quiere decir Bolivia? Un amor desenfrenado de libertad, que al recibirla vuestro arrobo, no vio nada que fuera igual a su valor…Este rasgo, repito, probará que vosotros erais acreedores a obtener la gran bendición del Cielo —la Soberanía del Pueblo— única autoridad legítima de las Naciones". La ruta de la victoria emprendida por Simón Bolívar. IMAGEN DAVID LEONET, REVISTA MEMORIAS DE VENEZUELA

Por ello, con gloria y orgullo nacional, hoy se conmemoran aquellas heroicas acciones que consolidaron la independencia de la Patria Grande, asumiendo el compromiso del Comandante Chávez de preservar la unidad latinoamericana. En definitiva, la nueva Campaña Admirable que emprende la revolución bolivariana, al igual que hace más de 200 años, es la respuesta de soberanía ante las pretensiones imperialistas que quieren mantener sometidos y explotados a nuestros pueblos, bajo la consigna: “Alerta que camina, la espada de Bolívar por América Latina”.

 

Conocer la realidad para transformarla

 

 

 

Caracas

@ivplanificacionivplanificación@ivplanificacion  
 <script type='text/javascript'>
 <!--
 var prefix = 'ma' + 'il' + 'to';
 var path = 'hr' + 'ef' + '=';
 var addy68563 = 'contacto' + '@';
 addy68563 = addy68563 + 'ivpa' + '.' + 'gob' + '.' + 've';
 document.write('<a ' + path + '\'' + prefix + ':' + addy68563 + '\'>');
 document.write(addy68563);
 document.write('<\/a>');
 //-->\n </script><script type='text/javascript'>
 <!--
 document.write('<span style=\'display: none;\'>');
 //-->
 </script>Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
 <script type='text/javascript'>
 <!--
 document.write('</');
 document.write('span>');
 //-->
 </script>


Temas de Interés
 


Documentos Asamblea Constituyente



Mapa del sitioContáctenos